viernes, 27 de marzo de 2009

Hazards of Love: The Decemberists




Comenzaré con un poco de anti-profesionalismo y mucho fanatismo: ¡qué pinche álbum más chingón! Dicho lo cual, podré proseguir a lo siguiente: Hazards of Love es sin duda mi disco favorito en lo que va del año, y probablemente, sea para mí el mejor del 2009.

Hazards of Love es la nueva obra de arte proporcionada por esa talentosa agrupación de genios musicales llamada The Decemberists. Este quinteto de Portland ha logrado un disco cargado de energía y melodías que pintan escenas de violencia, pasión, belleza, inspiración; cada canción está llena de un lúgubre color que rápidamente cambia de tonalidad.

The Decemberists se caracterizan por narrar historias en sus canciones, así que bien podría decir que, esta banda no sólo se satisface con romper límites y parámetros musicales del rock, sino que trasciende más allá, convirtiendo sus letras y sus melodías en una experiencia poética y literaria, oscilando entre el folk, el rock, y hasta cierto punto, en metal. Una alegoría a la oscilación de los sentidos, los sentimientos y los cambios de humor. Será un álbum que no podrán dejar de escuchar y sentir sus electrizantes melodías recorrer todo el sistema nervioso.

Desde el “Prelude”, la premier chanson caracterizada por sus 60 segundos de silencio que sólo darán pie a un intro sin melodía real para introducir a su predecesora, “The Hazards of Love 1”. Una suave e hipnotizante melodía que tan sólo crea el ambiente de pesadumbre y engaño, haciendo creer a uno que ‘aquí todo va bien, todo va tranquilo’ y descubrir su tan delicioso engaño al iniciar “A Bower Scene” -la siguiente canción-, introduciendo aquella virtuosa violencia en las ruidosas guitarras y en la invisible fuerza de la letra. Es la poesía que jamás habían escuchado. “The Rake’s Song” es, sin duda, mi favorita hasta ahorita. Simplemente por la carga emocional que contiene la canción y la historia que narra es increíblemente descabellada.

Y así transcurren, una tras otra, sin corte alguno. Un desenvolvimiento de canciones prodigiosamente seleccionadas y ordenadas; una literalidad musical que en mi pequeño mundo jamás hubiese pensado posible. Mujeres violadas por sus amantes, bestias que morfan, cambian de estado; mujeres devoradas; bosques oscuros y tenebrosos, llenos de peligro, y en algún lugar de la historia, la protección del hogar.

Para todo buen melómano, Hazards of Love es un must-have dentro de su colección. Para un recién iniciado, por supuesto que lo deben de tener. The Decemberists nos recuerdan por qué la música es igual de fascinante que la vida misma. Es aquella historia alterna a la nuestra, un alter-ego a nuestra persona, el elemento esencial sin el cual los días de nuestras existencias serían terriblemente vacías.

1 comentario:

Roxy Foxy dijo...

Justo ayer escuchaba ese disco, amo tus recomendaciones musicales Ana. Porque es música que realmente te hace sentir algo, es música para los amantes de la música. Me transporto cada vez q escucho buena música, a un lugar... fantástico te podría decir...