lunes, 10 de mayo de 2010

High Violet, The National


Este fin de semana me dediqué a tres cosas solamente: leer, ver Lost y escuchar discos nuevos, uno de los cuales es High Violet de The National, un quinteto neoyorquino que se robó mi corazón y corrió con él por los infinitos valles fértiles del talento y la creatividad musical. Pero dejando las cursilerías de lado, les puedo decir con toda seguridad que este álbum es excelente. A lo largo de las pistas, ecos de no tan lejanos tiempos comenzarán a surgir, como aquellos ambientes creados por la música de Joe Strummer y sus Mescaleros o Joy Division, algo que a mi parecer, inyecta una profundidad bastante interesante a un álbum que ya de entrada es excelente. Canciones como "Terrible Love", "Sorrow" y "Anyone's Ghost", le permiten a uno el lujo de saborear placenteramente los colores de la melancolía y no sentirse como las personas más patéticas y tristes del planeta. Es poesía lo que contempla y asimila, es simplemente nuestra necesidad de interpretación y éxtasis. ¿O no?

Derrepente soy malísima para entender a la perfección lo que cantan, pero el sentimiento se transmite y canciones como "Afraid of Everyone", me recuerda a ciertos personajes socio-fóbicos o como se llamen, que entran en pánico cada vez que salen a la calle. Y luego me recordé a mi misma manejando por las calles y checando el retrovisor obsesivamente, creyendo que todo carro que va atrás de mí me está siguiendo. Es la canción de la paranoia. Por otro lado, "Lemonworld" es un pequeño mundo utópico, ese que resulta de la inevitable experiencia diaria. "England" refleja el recuerdo y la añoranza de alguna cierta época, y aquí entre nos, esta fue una de mis favoritas del álbum. "Vanderlyle Crybaby Geeks" me enterneció y me dibujó una sonrisa en la cara... "Leave your home, change your name. Live alone, eat your cake. Vanderlyle, cry baby, cry. All the waters arising, still no surprising you. Vaderlyle, cry baby, cry. Man it's all been forgiven, swans all swimming. I'll explain everything to the geeks, hanging from chandeliers".

The National es una banda que ya tiene un impresionante historial y High Violet es su quinto álbum, el más reciente, de una lista de álbums alabados por la crítica internacional. Pero siendo donde vivo el desierto del silencio, en donde la buena música uno tiene que hurgar, rascar y pelear por ella; jamás había escuchado nada de ellos, pero ahora que ya lo hice, no los dejaré ir, nunca.